The respectless

Una ráfaga de azufre ha secado las alas de mi ángel y ahora no puede volar. Dejó que la furia se le infiltrará en el corazón y la idea de la utopía murió. La ausencia de lágrimas me tiene aterrado y cuando acabe este dulce letargo, la caja de Pandora soltará la verdad, y sólo así sabré… A pesar del miedo.

Un oscuro absoluto no me deja encontrar la inocencia rastrera, que huye… Tengo que comenzar este viaje sin la mitad. El bosque será inmenso, el río más profundo y la caverna, helada. Sin brújula, ni balsa, ni lámpara, una lucha legítima en contra del plástico asesino.

 Las raíces me envolverán y de hojas verdes seré. Disfutaré el otoño, cuando me toque volar, el arrullo de los copos, el disfraz resplandeciente de marzo y los baños de verano. Y cuando llegue el equinoccio, el aire me hará saber si mis hojas perennes serán.

To my online girlfriend

Hola, por fin puede sentarme y escribir un poco, por favor disculpen la tardanza.

El día de hoy quiero compartir ciertas reflexiones que he hecho sobre el uso de las tecnologías de información, particularmente el ordenardor con Internet.

Antes que nada quiero decir que me asombra la capacidad que tiene un individuo ante un dispositivo multimedia como es el ordenador porque me he encontrado a mi mismo trabajando, escuchando música, transfiriendo archivos y conversando en tiempo real, jaja, al mismo tiempo. Todo esto, en una dinámica vertiginosa y dándole, muchas veces, el avión a cada una de estas herramientas informáticas y sin darme el tiempo para hacer cosa por cosa.

 El Internet puede ser una ventaja o una desventaja según se vea. En su caso más positivo, puede ser una herramienta imprescindible de quien sabe encontrar las fuentes y las aplicaciones reales de la tecnología y los paquetes informáticos. Y en su caso más negativo se puede convertir en un vedadero detractor del conocimiento gracias a toda la basura o spam del entretenimiento que existen en él, pues es una plataforma muy difícil de controlar y ser regulada (pues aún es lejana la idea de una plena policía de la Internet), a pesar de que en ciertos casos se le considera una real democracia, también es una trampa para quien quiere consumir de manera inmediata, no aburrirse y sentir que hay algo detrás de la pantalla, proclamándose una especie slogan promovido, en formas varias, por los gurús de la mercadotecnia en inftech que dice: ¡El ordenador es el mejor amigo del hombre!

 El ordenador dotado de Internet y su respectiva masificación se han convertido en armas de doble filo. Siempre pueden ayudar y siempre pueden destruir. Sobre todo por la enorme cantidad de tiempo que una persona puede pasar frente a él sin hacer realmente nada provechoso.

Unos cuantos ejemplos: El niño ve mermada la interacción que tiene con otros niños al comprársele un videojuego y no más jugar, por decir, juegos tradicionales que le exijan desarrolar sus habilidades motrices; el jóven ya no hace trabajos escolares pues lo puede bajar de Internet, sólo limitándose a modificar la redacción y sin cuidar, en muchos casos, la coherencia de sus textos y agradeciendo la ya muy desarrollada posibilidad del copy-paste a la que desfortunadamente se han acostumbrado.

La idea de este post es valorar ciertos aspectos de nuestro roll en la era multimedia. El consumidor de medios promedio, aquel que no se detiene a criticarlos sino a absorberlos sin mesura, está perdido.

Dentro de los posibles sentimientos experimentados por estos seres en su interacción con las tecnologías multimediáticas se pueden enunciar un aislamiento sistemático y una confusión que obliga al internauta a consumir todos los contenidos ofrecidos hasta que encuentren una serie de ellos para posteriormente acostumbrarse y realizar verdaderos rituales, tales como tener la computadora encendida simplemente para sentir la falsa sensación de que “algo” le está acompañando, entre otros.

Es muy necesaria una canalización adecuada de este medio y de las posibilidades multimediáticas que nos ofrecen los distintos gadgets con el pretexto de estar comunicados y ser más eficientes. ¿De qué sirven todas las posibilidades educativas que ofrecen las redes, si éstas también ofrecen entretenimento simple, inmediato y efímero? Si éstas son un infinito espacio publicitario que necesita encontrar formas de enajenar a un público en aumento. Si en vez de nutrir van a confunidir a través de una diversidad de contenidos, formatos y estructuras de rápida y fugaz consulta.

Y lo más paradójico surge cuando este consumidor se aburre, pues es cuando más se apega a esta trampa, intentando saciar su ocio. Quien tenga la posibilidad de no generar una dependencia a lo multimedia, por favor, hágalo. ¡No al automatismo!

Dead Living Rockers! (Meditaciones de un ebrio en antros rockeros)

Hace unos días encontré en el alcohol la forma de materialzar y conjuntar algunos pensamientos que tengo acerca de lo que más me apasiona en la vida: El Rock.

Lamentablemente las reflexiones hechas al respecto no fueron tan afortunadas y en ese momento me sentí tan alejado de desdoblamientos personales tales como “In the Flesh?” de Pink Floyd o la aún más grande “Vidrar vel til loftarasa” de Sigur Ros o también la de última y a la cual ya he hecho referencia, “Knights of Cydonia” de Muse.

A la conclusión que llegué fue que los nuevos rockeros son muertos vivientes y lo digo porque El Rock se ha se ha convertido en una gigante pasarela de moda alternativa y ha dejado de ser una fiesta contestataria que encontró su gloria más grande en el Festival Woodstock del 69.

Como es del todo natural, y sin aseverar arbitrariamente, los jóvenes se han ido cansando del pop(ó) convencional y se percibe que están interesados en encontrar otras formas de manisfestarse, identificarse, entretenerse e interactuar.

Pero invariablemente lo que comienza masificarse siempre es aprovechado por los procesos económicos y sus actores, principalmente por las industrias, y ahora El Rock se ha convertido en una de ellas lo que me recuerda con frecuencia por qué dejé de ir al Bulldog, Pasagüero y demás lugares en donde se escucha Rock, se venden tragos y unos cuantos buscan a su alma gemela en cuanto a gustos musicales se refiere.

Nosotros somos los detractores del Rock al querer adaptarlo a una dinámica de entretenimiento propia del pop(ó). Es decir, cuando se desea que el género tenga una moda muy aunténtica que lo haga ver a uno como lo más místico, interesante, seductor, y la lista me podría seguir hasta hacerme vomitar, pues se convierte en un simple recinto de flirteos vanos.

 Y también existen quienes aprovechan las enormes ramificaciones de esta increíble música para vender estilos de vida inmediatos a jóvenes les urge tener una identidad. Claro, siempre con la opción de cambiar la nueva adquisición si no es del gusto de uno.

Hablo de ciertos grupos que firman con transnacionales que tienen una línea de acción, que modifican la propuesta de cada uno de ellos, aún cuando esa voluntad no les es del todo propia.

El problema más recurrente que yo veo en este tipo de lugares es mi tan adorado Rock se convierte en un ruido incidental y tal parece que su función es ornamental, y es reducido por estos ego-trip-eros a quienes solo les interesa ser “auténticos” cuando en verdad nada tienen que ver con la pasión del Rock.

 Lo más triste  es mi resiganción a saber que todos ellos están en un total derecho de vivir el Rock como lo hacen y que la pieza musical adrenalínica se convierta en un accesorio más del atuendo del nuevo rockero.

Aún así pienso que la escencia del Rock los supera, pero de ahora en adelante no generaré demasiadas expectativas en este tipo de lugares, centros de ceremonia de la reducción sistematizada del rock, la manifestación artística más apasionante que he encontrado.

Esperen una segunda parte, cuando me vuelva a poner borracho.

Les pongo este apoyo didáctico, la letra de una canción

 “Rock Is Dead”

All simple monkeys with alien babies
Amphetamines for boys
Crucifixes for ladies
Sampled and soulless
Worldwide and real webbed
You sell all the living
For more safer dead

Anything to belong

Rock is deader than dead
Shock is all in your head
Your sex and your dope is all that were fed
So fuck all your protests and put them to bed

God is in the T.V.

1,000 mothers are praying for it
We’re so full of hope
And so full of shit
Build a new god to medicate and to ape
Sell us ersatz dressed up and real fake

Anything to belong

Rock is deader than dead

God is in the T.V.

No deseo mutar debido al sistema

El día de hoy me día cuenta de que un hoyo negro rige todas la relaciones interpersonales sumergiendolos en una mezcla de individualismo y ultraespecialización de los estilos de vida.

Resulta muy difícil vivir bajo el lema “El respeto al derecho ajeno es la paz” cuando el derecho cómodo de algunos se vuelve en la obligación inconforme de otros. La paz está muy lejos de ser un fenómeno general y menos dentro de un dinámica de constantes contradicciones y abusos de poder.

Y uno se ve convertido en monstruo sin esperarlo al luchar por sus derechos particulares. ¿Cómo sería posible no confundirse cuando cada unos de nosotros representa un universo de posibilidades infinitas, interminables variables y múltiples configuraciones?

Sólo espero que aquellos universos que se encuentren a millones de años luz tengan la paciencia suficiente para completar el recorrido hacia el conocimiento del otro. Que hagan todo lo posible por no resignarse al aislamiento y que las otras entidades no le sean cómodamente ajenas.

Black Monday

Continue reading

El comienzo de un blog

Hace tres días fui al concierto de MUSE en el Palacio de los Deportes y ahora esta canción repica en mi oído una y otra vez. Se trata del space western “Knights of Cydonia”. Un himno que invita a combatir la conformidad y las injusticias sin dar nombres ni culpables.

 

La letra en combinación con la música realizada por Matthew Bellamy en verdad es desesperada. Es el grito de una utopía que necesita ser materializada antes de que lleguemos a la autodestrucción, no precisamente física, sino espiritual. En realidad convivo con la idea, el humano no puede ser más reducido y el camino para evitarlo consiste en apagar el silencio asesino, ese silencio desintegrador, triunfo de las implacables y frías almas de unos cuantos.

 —————————————————————————————-

Ahh Ahh Ahh
Ahh Ahh Ahh
Ahh Ahh Ahh
Ahh Ahh Ahh

Come ride with me,
Through the veins of history,
I’ll show you a god,
Falls asleep on the job.

And how can we win,
When fools can be kings,
Don’t waste your time,
Or time will waste you,

Ahh Ahh Ahh
Ahh Ahh Ahh
Ahh Ahh Ahh
Ahh Ahh Ahh

No one’s gonna take me alive,
Time has come to make things right,
You and I must fight for our rights,
You and I must fight to survive,

No one’s gonna take me alive,
Time has come to make things right,
You and I must fight for our rights,
You and I must fight to survive

No one’s going to take me alive,
Time has come to make things right,
You and I must fight for our rights,
You and I must fight to survive.

—————————————————————————————–

—————————————————————————————–

Espero que el mensaje penetre, porque no hay nada mejor que darse cuenta de las sensatas rebeldías de aquellos a los que no les da miedo gritar, aquellos que trabajan por la humanidad con una verdadera noción de la empatía que a escala global suele escurrírsenos de las manos. Disfruten esta pieza y por favor díganme lo que piensan. Gracias por su lectura.

  • Calendar

    • August 2017
      M T W T F S S
      « May    
       123456
      78910111213
      14151617181920
      21222324252627
      28293031  
  • Search